Los secretos del Mercado Central de Valencia: descubre su historia y curiosidades.

febrero 24, 2023
4 mins read

El Mercado Central de Valencia es un edificio emblemático de la ciudad que, además de ser el mercado de productos frescos más grande de Europa, es una joya arquitectónica de estilo modernista que combina elementos de metal, vidrio y piedra.

Construido en 1914 por los arquitectos Francisco Guardia Vial y Alejandro Soler March, el Mercado Central cuenta con una estructura de hierro y vidrio que le confiere una gran luminosidad y una estética única. En su interior, se pueden encontrar todo tipo de productos frescos, desde frutas y verduras hasta carnes, pescados y mariscos, así como pan, pastelería y otros productos artesanales.

Además de su función comercial, el Mercado Central es un lugar de gran valor histórico y cultural, y es considerado como uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad. En su interior se pueden encontrar múltiples detalles arquitectónicos y artísticos, como las famosas veletas en forma de pez espada y cotorra que decoran sus cúpulas.

El mercado ha sido remodelado en varias ocasiones a lo largo de su historia para adaptarse a las necesidades de la ciudad, pero siempre ha mantenido su esencia y su carácter tradicional. Además, se ha convertido en un lugar de encuentro y de referencia para los valencianos y visitantes, un espacio donde se respira la esencia de la ciudad y su cultura gastronómica.

Descubriendo el Mercado Central

El Mercado Central de València es un edificio impresionante que compite en belleza con la Iglesia de los Santos Juanes y La Lonja. Además de ser el mercado de productos frescos más grande de Europa, esconde muchos secretos y leyendas que lo hacen aún más interesante.

Una de las curiosidades más llamativas del mercado son las dos veletas que se encuentran sobre sus cúpulas. La primera es una veleta con forma de pez espada que marca el lugar de los productos del mar, y la segunda es la famosa Cotorra del Mercat que se alza sobre una corona real y es el alma del edificio.

Pero estas no son las únicas veletas que decoran el cielo de la plaza. En la iglesia de los Santos Juanes se encuentra el Pardal de Sant Joan, que simboliza la vida espiritual y los valores del edificio eclesiástico.

La leyenda cuenta que la Cotorra del Mercat hacía alusión a los chismes y cotilleos de la gente que allí acudía a comprar y vender, mientras que el Pardal de Sant Joan representaba lo opuesto, es decir, la vida espiritual y los valores religiosos. Esta historia quedó reflejada en multitud de sainetes y obras populares valencianas que reflejan este contrapunto entre lo mundano y lo divino.

Otra leyenda curiosa que circula sobre el Mercado Central de València tiene que ver con sus sótanos. Se dice que cuando llegaba la noche y cesaba el trasiego de personas, se oían unos rugidos en el subsuelo del edificio. De esta manera comenzó la leyenda del cocodrilo del Mercat, incluso hay gente que asegura haberlo visto.

Descubriendo la Historia del Mercado Central de Valencia: Una Mirada a su Creación

El actual Mercado Central de Valencia se sitúa en el lugar que históricamente albergaba los mercados ambulantes de la ciudad desde su primera expansión. En 1839 se inauguró el Mercado Nuevo, un mercado descubierto que fue el germen del actual Mercado Central. Sin embargo, a finales del siglo XIX, este mercado ya resultaba insuficiente para abastecer a la ciudad, lo que llevó al Ayuntamiento de Valencia a convocar dos concursos para la construcción de un nuevo mercado.

En 1910 se convocó un nuevo concurso y de los seis proyectos presentados se eligió el de los arquitectos Alejandro Soler March y Francisco Guardia Vial. Ambos habían trabajado con el renombrado arquitecto Luis Doménech Montaner, caracterizado por su estilo modernista. Tras modificar el proyecto original a petición del ayuntamiento, el Mercado se construyó según el proyecto fechado en noviembre de 1914 y fue terminado en 1928 por los arquitectos Enrique Viedma y Ángel Romaní.

El edificio del Mercado Central de Valencia es una de las construcciones más atractivas y visitadas de la ciudad. Su arquitectura, integrada perfectamente en la plaza donde se encuentra, no rompe con la estética de otros monumentos importantes como la Lonja de la Seda o la Iglesia de los Santos Juanes. Las cúpulas de hierro, cristal y cerámica, junto con las veletas que las coronan, se integran perfectamente en el paisaje valenciano.

La distribución del interior del mercado es racionalista y se concibió para 959 puestos destinados a diferentes tipos de comercios. El edificio cuenta con dos pabellones construidos en ladrillo visto con aplicaciones de piedra y cerámica decorada, y un cuerpo anexionado de Tenencia de Alcaldía con torretas coronadas por pequeñas cúpulas semiesféricas.

En la actualidad, el Mercado Central se ha convertido en un espacio fundamental vertebrador de la ciudad y sus barrios. No solo es un lugar para comprar y vender, sino también para degustar, hablar y vivir la historia e identidad de Valencia. Con motivo del centenario de su construcción, los Reyes de España visitaron el Mercado Central en 2016 y firmaron en el libro de Oro del Mercado. Para garantizar su futuro, es necesario aprovechar las nuevas tecnologías y servicios para mejorar la experiencia de compra, ampliar la oferta y servicios del edificio y fomentar la cohesión entre sus protagonistas.

Descubre el Mercado Central de Valencia: Una Joya Oculta en el Corazón de la Ciudad

El Mercado Central de Valencia es una joya oculta en el corazón de la ciudad. Es uno de los principales mercados de la ciudad, con una historia que se remonta a principios del siglo XX. Está ubicado en el centro de la ciudad, y es una referencia histórica y cultural para los valencianos.

Es un lugar con una gran variedad de productos frescos, desde frutas, verduras, carnes, pescados y mariscos, hasta artesanías, productos locales y productos gourmet. Los visitantes pueden disfrutar de una gran variedad de opciones de comida a precios asequibles. Además, el Mercado Central cuenta con una gran variedad de experiencias, desde visitas guiadas, talleres de cocina, mercados nocturnos, conciertos y más.

El Mercado Central de Valencia es uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad, y también un lugar perfecto para descubrir la cultura local y la gastronomía valenciana. Además, es un lugar ideal para los amantes de la comida, con una gran variedad de productos frescos y sabores tradicionales.

Esta joya de la arquitectura es uno de los grandes tesoros de Valencia, y uno de los destinos turísticos más populares de la ciudad. Gracias a su historia única y sus curiosidades, el Mercado Central de Valencia se ha convertido en una de las principales atracciones de la ciudad. Sus secretos han inspirado a muchos y han contribuido a hacer de este lugar uno de los más emblemáticos de la ciudad, un lugar lleno de historia, cultura y encanto, que todos deberían visitar al menos una vez en la vida.

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Cómo la inteligencia artificial está revolucionando la industria de la música.
Previous Story

Cómo la inteligencia artificial está revolucionando la industria de la música.

La inteligencia artificial y la toma de decisiones éticas: ¿qué implicaciones tiene esto para la sociedad?
Next Story

La inteligencia artificial y la toma de decisiones éticas: ¿qué implicaciones tiene esto para la sociedad?

Latest from Blog

Paella Japonesa de Dabiz Muñoz

Descubre cómo el reconocido chef Dabiz Muñoz prepara su famosa paella japonesa, una innovadora fusión de sabores que ha sorprendido a todos.