Día grande del Corpus: ‘la Moma’ y la ‘Degollà’ llenan las calles de València tras la pandemia

València celebra la “festa grossa” de la ciudad, y, a pesar de las altas temperaturas, la ciudadanía sale a las calles tres años y una pandemia después para disfrutar de la cabalgata del Convit

València ha celebrado este domingo el día grande de la festividad del Corpus, la “festa grossa” de la ciudad, y, a pesar de las altas temperaturas, la ciudadanía ha salido a las calles tres años y una pandemia después para disfrutar de la cabalgata del Convit, con ‘la Moma’ y la ‘Degollà’ como grandes protagonistas.

El desfile se realiza desde el año 1516 y supone un llamamiento a la ciudadanía para que asista a la procesión de la tarde. El representante de la Iglesia, el Capellà de les Roques, se ha encargado de invitar a la fiesta. A este personaje le ha precedido la Guardia Municipal Montada y varias comparsas.

Personajes
Han desfilado ‘La Moma’, ‘La magrana’, ‘Els cavallets o morets’ o ‘Els llauradors’
Han abierto la marcha las ‘banderoles’, seguidas del Capellà de les Roques, y tras él las danzas: ‘La Moma’, ‘La magrana’, ‘Els cavallets o morets’, ‘Els llauradors’, ‘Els pastorets’, ‘Els arquets’, ‘Els turcs’ y la ‘Dansa de les vetes’. A continuación ha sido el turno para los ‘Misteris’: el de ‘Adam i Eva’, ‘Sant Cristòfol i els pelegrins’ y ‘el rei Herodes’.

Por último, la ‘Degolla’ ha ido repartiendo a su paso caramelos y ‘carxotades’ a todos los presentes, al tiempo que desde los balcones los vecinos iban vertiendo los ‘poals’ (cubos) llenos de agua, en la acción conocida como la ‘poalà’. Los miembros de la ‘Degolla’, entre ellos el concejal de Cultura Festiva del Ayuntamiento de València, Carlos Galiana, han desfilado ataviados con trajes de arpillera con siniestros dibujos, ceñidor de cuerda y con corona de pámpanos, llevan en la mano unos ‘fuets’, llamados ‘carxots’ (cachetes).

La comparsa de la ‘Degolla’ forma parte del ‘misteri del rei Herodes’ y representa el grupo de soldados romanos ejecutores de la orden del rey de degollar todos los niños de la ciudad de Belén menores de dos años.

Previamente, de 09.00 a 09.30 horas, ha tenido lugar el repique de campanas desde la torre del Micalet, y después la misa en la Seu. De 12.00 a 12.30 horas se han efectuado los volteos de campanas correspondientes a la festividad del Corpus desde el Micalet.

Deja una respuesta