Urbanismo transformará la plaza de Santa Mònica en un espacio más abierto y accesible

Gómez destaca que el resultado de esta renaturalización será un espacio seguro para las persones mayores y los vecinos y vecinas de Morvedre

La Junta de Gobierno Local aprobará este viernes el proyecto de la Concejalía de Urbanismo para reurbanizar la plaza de Santa Mònica, en el barrio de Morvedre. La plaza, que se convertirá en la fachada principal y puerta de entrada al barrio, será más accesible y ganará espacio para el peatón, eliminando la circulación de vehículos en la calle Teresa Jornet y en el interior de la plaza, sin que esto afecte a su paso por la calle Sagunto, tal como ha afirmado la vicealcaldesa y concejala de Desarrollo y Renovación Urbana, Sandra Gómez. El proyecto de reurbanización fue votado a través de los presupuestos participativos Decidim VLC.

Gómez subrayado la “necesidad de un proyecto que renueve la emblemática plaza de Santa Mònica para que responda a las necesidades de los vecinos y vecinas del barrio de Morvedre, y que garantice un acceso cómodo a la Iglesia del Salvador y Santa Mónica, o al Centro de Mayores”. Las actuaciones, dirigidas por la Delegación de Urbanismo, tienen como objetivo recuperar la habitabilidad de este entorno monumental, para dotarlo de mayor accesibilidad puesto que, en la actualidad, la plaza de Santa Mònica, tiene una pequeña zona verde interior poco accesible e infrautilizada, delimitada por un vallado de escasa altura. Hay que tener en cuenta que el mobiliario de la zona está deteriorado por el uso y el paso del tiempo y, además, las aceras de la calle Madre Teresa Jornet son muy estrechas e impiden la circulación de sillas de ruedas. “Esto cobra especial importancia por el hecho de que en la plaza suele haber un alto flujo de personas de edad que acceden en el Centro de Actividades para Personas Mayores”, ha explicado Gómez.

Tal como ha precisado la vicealcaldesa, el proyecto incluye un gran espacio frente a la iglesia, que no existía anteriormente, y que dignificará el entorno del monumento. “El nuevo diseño aumenta y mejora las zonas verdes, y conserva el arbolado existente, que es de gran porte, y además recoge la plantación de nueva vegetación en parterres”, ha destacado Sandra Gómez, quien ha destacado que el pavimento entre estas zonas verdes “permitirá el drenaje del agua hacia el terreno y la transpiración de la humedad, y mejorará la temperatura y el confort en la plaza, así como una mejor gestión del agua de lluvia”.

Finalmente, en el inicio de la calle Sagunto se remodela una pequeña zona verde triangular para dar continuidad a los recorridos peatonales y mejorar las especies con la vegetación existentes. El proyecto cuenta con un presupuesto de 568.189,78 euros y con un plazo estimado para la ejecución de la obra de cuatro meses y medio.

Sandra Gómez ha recordado que las obras de la plaza Santa Mònica forman parte del proyecto València Ciudad de Plazas, que se desarrolla desde el área de Urbanismo del Ayuntamiento para “poner el espacio público al servicio de las personas y crear nuevas zonas de encuentro más accesibles, sostenibles e inclusivas en todos los barrios de la ciudad”. En este sentido, Gómez ha asegurado que este será “un ejemplo de espacio accesible y seguro para las personas mayores y vecinos y vecinas, que dotará de un nuevo punto de encuentro a todo el barrio de Morvedre”.

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: