Ibiza Fashion Week apuesta por el crecimiento y la internacionalización

Custo Barcelona y The 2nd Skin Co. se incorporan al calendario. El tono lúdico y el estilo joven y fresco marcan las propuestas. Esta pasarela ‘resort’ desea seducir a firmas como Sonia Rykiel o Gucci. Nuria Sardá: “En Ibiza está todo el mundo y la clienta es más atrevida”

 

María B. Dolz/Agencias/.- Nuevas fechas y nuevas agujas. A esta segunda edición de Mercedes-Benz Fashion Weekend Ibiza, que presenta las colecciones crucero para 2019, se incorporan nombres tan relevantes de la moda española como The 2nd Skin Co. y Custo Barcelona. También, Melissa Odabash, el toque internacional de esta pasarela que tiene muchas ambiciones y aspiraciones. Entre ellas, posicionarse como referente mundial de las colecciones ‘resort’, y contar, ya puestos a soñar, con firmas muy conocidas, desde Sonia Rykiel hasta Gucci.

“Sí”, dice con rotundidad Charo Izquierdo, directora de esta pasarela y de la de Madrid. “La idea es internacionalizarla, y cuánto más, mejor”. Pero no hay que quitar protagonismo, ni mérito, al talento español que tanto gusta fuera en el exterior.“Lo importante no es que se haga aquí esta pasarela; lo importante es que los diseñadores, los creadores, estén aquí”, apunta Raquel Sánchez Silva, presentadora de ‘Maestros de la costura’, el talent show de TVE que ya prepara su segunda edición. “Hay que movilizarse, la moda no se puede centrar solo en Madrid y Barcelona”, añade.

 Alvarno reinterpreta ciertos códigos de la masculinidad. Efe

Seis firmas han dado forma y color ahora el calendario, y de nuevo Alvarno ha sido la encargada de bajar el telon. Arnaud Maillard y Álvaro Castejón, sus directores creativos, han apostado por prendas “más ligeras y frescas, porque es una colección crucero y ya solo la palabra te invita a pensar en disfrutar y esto te lleva a hacer ropa que te puedas poner fácilmente”. Una característica que no significa que la colección esté menos trabajada, al contrario, esta propuesta se desmarca de las anteriores por el peso del color azul pero también por los detalles masculinos.

En azul vemos prendas con neopreno y vemos estampados. Hay un motivo de cadenas que decora todo tipo de prendas, parcial o completamente. Pero también hay un dibujo geométrico de estilo psicodélico que se trabaja con rebeldía para provocar un efecto patchwork y ofrecer una atractiva profundidad cuando se usan las superposiciones. “El azul al final ha sido el hilo conductor. Es un color que evoca un crucero, el mar, el anochecer…”, dicen.

 Colección crucero de la casa Alvarno.

Femenina y sensual se pasea una camisa en bámbula plisada que contrasta con la sutil masculinidad de los pantalones, una pieza que vemos muy desarrollada: en lúrex, en algodón, liso, estampado, negro, blanco y en denim, un tejido que utilizan por primera vez. Y en denim vemos una minifalda que parece sencilla pero que, al mirarla con detalle, muestra un patrón muy trabajado, mimado, cuidado.

 Diseño de la casa Alvarno. Efe

Aunque han cuidado mucho las piezas más novedosas no se olvidan de sus prendas icónicas y sus colores fetiche.

Saltan a la pasarela chaquetas oversize con el bajo decorado con el estampado de cadenasy un vestido-túnica en naranja que se lleva con pantalón, logrando un look más joven y ‘casual’.

Y cuando llega la noche entran en escena minivestidos abullonados que llevan el bajo de neopreno y aplicaciones de flores e insectos de metacrilato. También, vestidos maravillosos hechos con amor por la costura.

Alvarno se dejan atrapar por la libertad de Ibiza lo que permite que las proporciones se relajen, algunos patrones se desboquen y que los colores más subidos de tono se mezclen con osadía formando potentes vestidos bandera.

Pero siempre con gusto, con elegancia, con lujo, con ese toque tan ‘Alvarno’ que tanto gusta.Las modelos llevaban sandalias y pañuelos en la cabeza que hacían guiños a la estética y tradición payesa. Y también sombreros panamá para acentuar este aire masculino y rompedor que ha marcado la colección. Un acierto.

 Jorge Vázquez mezcla prendas sobrias con otras más sofisticadas. Efe

Jorge Vázquez regresa a Ibiza encantado de formar parte del circuito resort. Tanto, que no ha hecho una colección cápsula. Todo lo contrario. Ha puesto toda la carne en el asador. “Una colección en condiciones pero también un aperitivo de lo que se va a ver en Cibeles”, dice.

Vemos aires setenteros pero también estampados, bordados y colores, como los mostazas y verdes, inspirados en los cuadros de naturaleza naíf de Henri Rouseau. “La silueta es muy limpia, más que otras veces, pero todo es impecable”, dice orgulloso. Las primeras salidas destacan por la sobriedad del patrón y los tonos relajados de blanco, gris, arena o azul bebé.

 Desfile de Jorge Vázquez.

La camisería se desarrolla jugando desde el menos al más y los sastres se decoran con estampados vegetales con una paleta suave. “Estas prendas están más enfocadas a vender; en Madrid presentaremos una propuesta con más show, pensando en la costura a medida”.

La colección es ligera a veces y otras va muy estructurada. Vázquez juega también al contraste con lisos y estampados, con mate y brillo, con luz y oscuridad. Y a medida que avanza la colección el tono se vuelve más atrevido y sofisticado, con vestido de volantes maxi y camisas blancas que llevan flecos de metal como si fueran alas.

 Jorge Vázquez saluda tras el desfile con sus modelos. Efe

En la colección, una de las más extensas y completas, acapara la atencion el blanco, tono que demuestra que no pierde fuerza en la noche, al contrario, gana y aporta frescura, luminosidad y favorece el brocedado. Las flores se juntan en una explosión de colores en tonos vitamina y decoran pantalones y vestidos que encajan muy bien con el espíritu de Ibiza y su famosa fiesta Power Flower. Una propuesta que es además una invitación al disfrute, de la vida y por supuesto de la moda.

 Andrés Sardá utiliza un único tejido en la colección.

Andrés Sardá mantiene una fuerte relación con la isla, ya lo contaba su directora creativa Nuria Sardá en la entrevista que concedió antes del desfile a rtve.es. Sus propuestas, pensadas para el baño pero también para el antes y el después, resultan atractivas para las clientas más osadas, chicas y mujeres que buscan en Ibiza el lugar ideal para dar rienda suelta a su fantasía y, a veces, a su rebeldía. También hay lugar para la exhibición y el lujo. Pensando en las que quieren destacar ha hecho un biquini muy especial cubierto con cristales en degradé. Una pieza que nada más salir a la pasarela ha levantado una oleada de aplausos.

 Carrusel del desfile de Andrés Sardá. Efe

La colección, Day to Night, sorprende por el uso de un único tejido “que evoluciona a medida que avanza el desfile“Es un jacquard elástico combinado con un tricot de microfibra y lycra que provoca un efecto de topo troquelado”. Las prendas de día hacen guiños a los códigos marineros, con rayas en blanco y azul y brochazos en rojo. Las asimetrías osadas llaman aun más la atención al tintarse en tonos naranja o verde fluor, colores que funcionan muy bien en el agua. La parte nocturna encaja en la cubierta del barco pero también en una pista de baile. El negro tiñe cada pieza jugando con las texturas opacas y abiertas para provocar un juego sensual de superposiciones.

 Custo Barcelona usa tejidos técnicos pero lleva acabados artesanales. Efe

Custo Barcelona es una de las firmas españolas con mayor proyección internacional. Presentan su trabajo por todo el planeta, siempre a la caza de nuevos clientes. “Nuestros principales mercados son América Latina, Estados Unidos e Italia”, dice y revela que es la primera vez que desfila en Ibiza. “Y eso que llevamos 37 años desfilando por todo el mundo y una de nuestras primeras tiendas fue la de Ibiza, y nuestro producto es muy lúdico y encaja muy bien con la filosofía de la isla”.

Dice que el cliente de Ibiza es menos conservador y que busca piezas más extremas. “Viene a ver y que le vean. La parte de noche y las prendas más arriesgadas aquí funcionan mejor, y aquí el precio no lo mira nadie”.

La colección sigue la estela de las anteriores. Utiliza tejidos técnicos en prendas que se terminan de forma artesanal. El minivestido es la pieza estrella y ahora lo vemos con mangas muy trabajadas, con mucho movimiento. Otros llevan retales de lujo que forman originales mosaicos y otros llevan cascadas de flores sobre fondo blanco.

 Los flecos aportan dinamismo a la propuesta de Custo Barcelona.

El patrón desestructurado marca la propuesta en la que conviven abrigos ligeros de textura de aires ochenteros,monos, pantalones deportivos, nuevas versiones del caftán y vestidos malla que permiten exhibir el biquini con un aire distinto, como prenda de calle. Llaman la atención las minifaldas realizadas con varias capas de tejidos muy distintos que van superpuestos, una prenda joven, alegre que parece tener ganas de bailar.

 Carrusel del desfile de Custo Barcelona. Efe

Antes de Ibiza ha hecho un desfile en Lanzarote, una experiencia casi mágica. “La moda hay que renovarla, pero también en la manera de transmitirlo. Las pasarelas se parecen todas, desde Tokio hasta México, y por eso nos ha parecido importante hacer el desfile en Lanzarote, con esa naturaleza tan generosa y crear una sinergia con la moda y la isla. El entorno, en este caso los Jameos del Agua, cambiaba totalmente la percepción de la colección”.

Suele hacer unos 40 desfiles al año por todo el planeta. Ahora, tras Ibiza, prepara el desfileque hará en Miami. “Las colecciones no se hacen pensando en el lugar en el que se presentan, nuestra moda es global, tiene un lenguaje universal”.

 Guiños a los sesenta y la cultura oriental marcan la propuesta de The 2nd Lab by The 2nd Skin Co.

Cada empresa tiene sus aspiraciones y mantiene un modelo de negocio. The 2nd Skin Co., firma liderada por Juan Carlos Fernández y Antonio Burillo, han aprovechado su debut en esta pasarela para mostrar su nueva colección de la línea The 2nd Lab by the 2nd Skin Co.. “Aunque llevamos cuatro esta es la primera que mostramos en una pasarela”, dice Burillo. “Esta línea empezó como una pre-colección pero era un producto muy distinto, siempre intentamos que fuera más casual, más día, y a nivel concepto y precio era diferente, así nace The 2nd Lab”, añade Fernández.

 Vestido de la colecciñon crucero de The 2nd Lab by The 2nd Skin Co.

La colección rompe con la presentada en enero en Madrid, un trabajo sobresaliente inspirado en los años 80, y tampoco tiene vínculos con la que veremos en julio. “Nos gusta tratarlas de manera independiente, son prendas muy versátiles, que combinan entre sí, y son prendas sin edad, que es algo que caracteriza la marca, pero sí tiene nuestro sello y nuestros códigos, como los lazos, el tonos nude, las faldas abullonadas…”, dice Burillo.

 The 2nd Skin Co. presenta su segunda línea The 2nd Lab.

El desfile arranca con un vestido minimalista en blanco tranquilo. Un tono que tiñe las primeras salidas, todas marcadas por patrones sencillos y línea puras que ponen en acento en la estructura de la prenda y no en los ornamentos. Un verde agradable da paso a piezas más femeninas y coquetas, con volantes y asimetrías discretas, y a vestidos con elásticos en la cintura que se decoran con flores de lúrex, un motivo que se desarrolla en distintas piezas.

 La top Marina Pérez con vestido de The 2nd Lab by The 2nd Skin Co.

La camisería marca vestidos arrebatadores que son ideales para un crucero por su versatilidad, “cuando le pones el cinturón tiene mucho rollazo”, dicen. Contrasta, por su sencillez, y sus guiños al armario masculino, con vestidos en Jacquard con flores sesenteras que beben de la estética oriental pero también de la corsetería dieciochesca. Todo es refrescante, joven, sexi. Todo es muy The 2nd Skin pero no se parece en nada a lo que suele presentar la firma.

Destaca también un conjunto de pantalón de corte deportivo que lleva un vivo de paillettes a juego con el polo, “es muy novedoso”, dicen y señalan los complementos, tanto los zapatos, diseñados por ellos pero fabricados por la casa española Kowlaski, como las joyas de Anton Heunis que “parece que están hechas para nuestras colecciones”, añade Burillo. Toda las prendas son intercambiables, combinan entre si y permiten obtener distintos looks. Algo estupendo a la hora de hacer la maleta. En este caso, a Ibiza, convertida hoy en el epicentro de la moda crucero. “Los desfiles nos ayudan a la venta, es una herramienta de venta, esperamos que guste y que nos salgan clientes aquí”, dicen.

 Diseños de Melissa Odabash. Efe

Deja un comentario